En Venezuela se quiere despedir a todo aquel que firmo para el referéndum

IMAGEN-16524079-2.png

El número dos del gobierno chavista en Venezuela, el diputado Diosdado Cabello, consideró que los funcionarios que sean descubiertos firmando en respaldo del referéndum revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro deben ser destituidos, algo que vigilarán revisando las firmas “una por una”.

Si en esas firmas encontramos, por ejemplo, a un director de un organismo, ese tiene que irse, no puede estar en ese cargo, porque cómo es que va a estar en ese cargo y va a firmar contra el presidente Maduro“, dijo Cabello durante su programa de televisión transmitido ayer en el canal estatal VTV.

De tal manera de que si los “escuálidos”, la forma despectiva en que se llama a los opositores al chavismo, son encontrados en las listas de firmas requeridas por la autoridad electoral para activar un proceso de elección que permita revocar el mandato de Maduro, estos deberán dejar sus puestos.
 

El parlamentario precisó que con esto no se refería a los “obreros”, empleados no jerárquicos, contra quienes dijo que no se tomarán acciones pero a quienes pidió “conciencia”.

“Pueden llamarme como quiera, pero si ahí hay escuálidos infiltrados y quedan al descubierto, van a tener que irse, asuman su responsabilidad, nosotros asumimos la nuestra”, dijo.

A juicio del parlamentario, “una revolución se hace con auténticos revolucionarios“, por lo que revisarán las firmas “una por una” y “el que firmó va a tener que ir frente a las autoridades a garantizar que es él el que firmó”.

Cabello aseguró que el chavismo está en su derecho de auditar las firmas porque un revocatorio presidencial “no es una elección normal, esto es una elección abierta”.

“Si un grupo de venezolanos dice que quieren hacer un referendum, quiénes son esos, hay que ver quiénes son”, indicó.

La oposición venezolana aseguró el pasado lunes que entregó al Poder Electoral 1.850.000 firmas de personas que manifestaron su voluntad de que se active un referendum que revoque el mandato presidencial.

Las rúbricas superan por cientos de miles las 200.000 que había solicitado el Consejo Nacional Electoral.

Poco después de que los opositores entregaran unas 80 cajas que contenían las firmas recolectadas en menos de una semana, el jefe de Estado venezolano designó a una comisión presidencial encargada de revisar las firmas de los opositores.

Sin embargo, Cabello afirmó que no hay “ni una sola posibilidad” de que se realice el referendum revocatorio este año. “Nosotros sabemos que para este año no hay tiempo, ni manera, de hacer ese referendum, ni una sola posibilidad“, aseguró.

En el 2004, cuando la oposición impulsó un referéndum para revocar al mandato del fallecido Hugo Chávez, el gobierno fue acusado de crear listas de quienes participaron en esa iniciativa para ejercer venganza contra ellos.

F/GDA – LA NACIÓN ARGENTINA

Deja un comentario